Manabí es una provincia de género femenino: cuanto más escarbas todos sus misterios, más te enamoras de ella. Tal vez fue un error en la ruta, cuando en un viaje a Cojimíes aposté por bajarme en un lugar que jamás había conocido, y entonces Juananu se convirtió en mi mejor error de ruta en el Ecuado; pues soy un ávido cazador de playas con palmeras frondosas de coco y exhuberante vegetación.

Cómo Llegar a la Playa de Juananu en Cojimies

Llegar es cuestión de valor: Desde Pedernales se toma los buses que van en dirección a Cojimíes -con anticipación avisarle al conductor tu intención de bajarte en las Haciendas de Juananu– y en medio de la ruta, cuando a través de la ventana vislumbras una enorme cantidad de palmeras de coco, sabrás que es hora de bajarte del bus, para apostar con la suerte por cual de las puertas de estas haciendas harás tu entrada por el majestuoso camino lleno de palmeras hacia el balneario. Pedir permiso para el paso a la playa es cuestión de uno, pero la recompensa por el espectacular paisaje, y la sensación de una playa privada sólo para ti, simplemente es única.

Dentro de la playa, existe una pequeña laguna junto al mar adornada de vasta vegetación. Perfecta zona de camping natural. Mientras vas caminando también puedes estar atento a la arena, donde tal vez puedas encontrarte con alguna concha exótica, o algún crustáceo que está haciendo su paseo por las orillas del mar. Tal como un paisaje generado por computadora lo que cubre a este pequeño oasis, dejaré que las imágenes hablen por sí solas. Juananu esta esperando por tí.

Si te gustó esta playa como destino idóneo para acampar, puedes echar un vistazo a otras más playas del Ecuador en: 8 Hermosas Playas del Ecuador Para Acampar Gratis